viernes, 28 de diciembre de 2007

Dos sonetos de Jose Tadeo*

PONGO MI AMOR EN TI

Aunque sé que lo eterno se deshace
ante el paso sublime de la nada,
trato de hacer eterna la mirada
que como un canto de mis ojos nace.

Yo te miro, y presiento que renace,
cuando vas por mi sueño distraída
el amor, y regreso hacia la vida
como aquel que la vida lo complace.

Pongo mi amor en ti, deja que pase,
que contigo se olvide del invierno
y que siga feliz y que se case.

Que yo pondré mi triste desenlace
en un barco camino de lo eterno,
aunque sé que lo eterno se deshace.

MIENTRAS DORMÍAS

En tu fingida rosa, melodías
sembré mientras dormías, la canción
de mirarte con ojos de pasión,
y en el lecho feliz resplandecías.

Mi lengua festejaba, tú dormías
con la mente colgada en el balcón,
y unas manos, cumpliendo la misión
de ser sobre tu cuerpo los espías.

Entro y salgo danzando en humedades
y tiemblo y me pregunto si entro y salgo
en el tierno sopor de las ciudades.

Ladran perros, será porque cabalgo,
mientras vuelvo a poblar tus cavidades
sin poder preguntar si sientes algo.



Jose Tadeo Tápanes Zerquera: Nació en Trinidad, Santi Spíritus, Cuba. Comenzó a escribir versos a los 11 años. Licenciado en Historia por la Universidad de la Habana, reside en Barakaldo, Vizcaya, España.

 
visitor stats Add to Technorati Favorites